PUENTE DE IXTLA, MORELOS.- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró obras y actividad ilegal que invadían el Lago de Tequesquitengo para realizar un proyecto hotelero.

Personal de esta procuraduría se constituyó en un predio localizado en las inmediaciones del lago para atender una denuncia ciudadana, relativa a la invasión en ese cuerpo de agua, al rellenar una zona para ampliar el predio y construir espacios del hotel.

Al efectuar la visita de inspección en materia de impacto ambiental, detectaron obras y actividades, consistentes en el relleno artificial a base de tezontle y tepetate con un espesor de entre 3 y 4 metros de profundidad.

Ello invadía una superficie de aproximadamente 134 metros cuadrados del lago.

Durante la inspección se detectó una perforadora de cimentación, la cual taladraba un área de diámetro de 75 centímetros y una profundidad de 7 metros, con fines de cimentar una estructura de varilla y concreto.

Asimismo, se observó la construcción reciente de un muro de concreto y varilla con dimensiones de 1.37 de alto por 1.75 metros de largo por .92 metros de espesor para contención de agua y delimitar el predio.

Se solicitó al responsable de la obra la autorización en materia de impacto ambiental expedida por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), de cuya documentación carecía, lo que motivó la imposición de medidas de seguridad.

DDM REDACCIÓN
local@diariodemorelos.com