Algunos detractores de Ben Affleck creen que no se llevó el Batimóvil porque no cabía en su maleta, pero el actor sí se llevó otros icónicos accesorios del superhéroe, llamados bataran, tras el final del rodaje de Liga de la Justicia (Justice League) y los estudios Warner Bros. no dudaron en enviarle la factura por llevarse como souvenirs los objetos no autorizado.

Así lo confesó el propio actor hollywoodense de 45 años reveló en una apariencia en The Late Show With Stephen Colbert, donde advirtió que no es tan fácil quedarse con los accesorios que utilizan en las películas y mucho menos si son los que usa Batman, como fue el caso de los batarangs, una especie de boomerang afilado con la forma de murciélago, el famoso logo del Caballero Oscuro.

Cuando producción de Warner Bros. se dio cuenta de los faltantes en la utilería indagaron hasta determinar que el ganador de dos estatuillas Oscar era quién se los había llevado sin ningun permiso o notificación.

"Sí, aunque no lo puedes llamar 'robar', al final si te mandan la factura por ello, que es lo que ocurrió en mi caso", precisó Affleck. 

"(Me mandó una factura) Warner Bros. Resulta que los 'batarangs' no son baratos", agregó.