compartir en:

Estados Unidos notificó hoy a Naciones Unidas (ONU) que saldrá de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) a partir del 31 de diciembre próximo, aunque decidió permanecer como observador permanente.

El Departamento de Estado sostuvo que su decisión refleja la preocupación de Estados Unidos con el “prejuicio anti-Israel” de la UNESCO y la necesidad de una reforma fundamental en el organismo dedicado a la educación, la ciencia y la cultura.

“Estados Unidos indicó (...) su deseo de permanecer involucrado con la UNESCO como Estado observador no-miembro para contribuir con el punto de vista y experiencia de Estados Unidos en algunos asuntos importantes de la organización”, señaló.