El encargado de despacho del Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de Cuernavaca (Sapac), Jaime Tapia Rodríguez confirmó la muerte de tres trabajadores del organismo descentralizado por COVID-19.

“No sabemos cómo y dónde se contagiaron, pero estamos pendientes del resto del personal y los que presentan algún síntoma del virus lo mandamos a su casa”, expresó el funcionario del Sapac.

Mencionó que hasta el momento no se tiene la certeza de que los tres trabajadores hayan fallecido por Coronavirus. “Al inicio del operativo se mandó a las personas vulnerables de la enfermedad para que no se propague el virus y se ponga en riesgo al resto de la plantilla”, explicó el funcionario.

Dijo que actualmente, y como medida preventiva por la pandemia del COVID-19, el Sapac opera en un 40 por ciento de su plantilla laboral de 600 trabajadores que dependen de este organismo descentralizado.

Tapia Rodríguez señaló que las tres bajas que se registraron en días pasados pertenecían al área de operación del Sapac. “Uno de los trabajadores que perdió la vida provenía del poblado de Xoxocotla y el resto vivía en Cuernavaca.

“No hay certeza de que su muerte se haya registrado por COVID-19, porque no hay pruebas, pero lamentablemente sí tenían síntomas de la enfermedad”, agregó el encargado de despacho del organismo descentralizado.

Cabe mencionar, que de manera anónima, trabajadores del Sapac han manifestado su preocupación, después de conocer el fallecimiento de personal por Coronavirus, pues aseguran que no existen las condiciones de seguridad y prevención de la enfermedad en el organismo.

 

CARLOS SOBERANES

carlos.soberanes@diariodemorelos.com