Tras hacerse cargo de la reparación de un deslave en la calle Gutenberg, el secretario de Obras Públicas dijo que hay altas probabilidades de que continúen los desperfectos en las calles del primer cuadro que fueron repavimentadas en la anterior administración.
   Lo anterior, porque los trabajos que la empresa que llevó a cabo no cumplieron con especificaciones técnicas mínimas.
     Indicó que por la naturaleza del tráfico, debió exigirse que la compactación del suelo fuera de un 90 por ciento, de acuerdo con las normas de construcción para que las vías de comunicación soporten tráfico pesado, explicó.
   Señaló que en el gobierno anterior, fueron intervenidas once calles, en las que se habrían invertido más de 80 mdp.
    Finalmente, señaló que el contrato ejecutivo concluyó en 2017 y el año de la fianza por vicios ocultos, se dio por terminado el 30 de octubre de 2018, por lo que no hay posibilidad de fincarle responsabilidad a la constructora.