Guadalajara.- Después de 15 horas de vuelo, Chivas arribó a Emiratos Árabes Unidos, donde el sábado debutará en el Mundial de Clubes frente al Kashima de Japón, en el Estadio Hazza Bin Zayed.

Los jugadores mostraron gran ánimo por vivir la experiencia al máximo, tanto que apenas llegaron y algunos de los integrantes se tomaron la fotografía del recuerdo con atuendos característicos de aquel país.

El equipo se trasladó de inmediato a su hotel de concentración para descansar y sostener su primer entrenamiento.

Los dirigidos por José Cardozo buscan superar al conjunto japonés para medirse al Real Madrid en semifinales, mientras que en la otra llave el campeón de la Copa Libertadores, River Plate, podría enfrentar al Al-Ain, Team Wellington o Esperance Sportive.

Staff Diario de Morelos