Una despedida de soltero terminó en al menos 17 separaciones, luego de haber integrado a la fiesta strepteases, orgías y tríos. Los hombres quedaron al descubierto luego de que la novia del festejado se infiltrara en su grupo de WhatsApp. 

 

La chica recibió entonces todos los videos de lo ocurrido aquella noche, como si se tratara de un tal Luis, al que nadie había notado. Luego se encargó de enviarlos a las parejas de cada uno de los involucrados.  

Los hechos ocurrieron en Murcia, España, y causaron alboroto entre usuarios de redes sociales que culpan al grupo de amigos, pero también a la chica que espió las conversaciones de su prometido.