La vacunación en Morelos ha iniciado desde hace casi 2 semanas. Hasta ahora, los municipios de Temixco y Puente de Ixtla han inmunizado a cientos de adultos mayores.

En ese sentido, existe una duda de que algún padecimiento como la hipertensión o diabetes pueden complicarse con la vacuna, o, en todo caso, las personas que padecen enfermedades no deberían aplicarse la dosis.

Sin embargo, de acuerdo con lo revelado en últimos días por el Gobierno de la Ciudad de México, en específico, a través de la Secretaría de Salud capitalina, se informa que la aplicación de la vacuna contra COVID-19 será a TODAS las personas adultas de 60 años y más, incluso si tienen hipertensión o diabetes, ya que no hay contraindicación ante esos padecimientos, conforme al calendario establecido.

Pese a que no existe riesgo de que personas con obesidad o diabetes tengan complicaciones al recibir la vacuna, estas condiciones no serán determinantes para recibir la vacuna primero que otros abuelitos.

En diciembre pasado el subsecretario de Prevención de la Salud, Hugo López Gatell, indicó que el plan de vacunación contempla a los adultos mayores después del personal médico, pero no habrá preferencias por alguna condición.

¿Si padezco una enfermedad crónica, tendré preferencia para recibir una vacuna?

La respuesta es no. El subsecretario de Salud remarcó que el criterio a seguir para la aplicación de las dosis será la edad, independientemente de si las personas padecen, por ejemplo, diabetes o hipertensión.

Es por bloques de edad, en dos segmentos: con y sin enfermedades crónicas, pero ambos tendrían acceso al mismo tiempo", apuntó.

Según el plan presentado por el Gobierno, los mayores de 60 años serán quienes reciban primero la vacuna, seguidos por el grupo de entre 50 a 59 años, y luego el sector de entre 40 y 49 años.

Los menores de 40 años están en la última fase de vacunación.