Tokio.- Una de las imágenes más icónicas que nos ha regalado Tokyo 2020 se desarrolló en el heptatlón, donde la británica Katarina Johnson-Thompson se lesionó del tobillo derecho y tuvo que detenerse.

La atleta se retorcía de dolor cuando las asistencias le llevaron una silla de ruedas para ser retirada pero Katarina se negó, se levantó y siguió a la meta. 


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Nuevo Mundo - Patrocinador