AUNQUE no de forma definitiva, la anterior administración del Gobierno estatal libró otra batalla ante la Auditoría Superior de la Federación, en cuanto al ejercicio fiscal 2017, de lo cual salió mucho ruido y escasas nueces.

Apenas entregado el informe de la ASF, del Gobierno de Morelos se vio que de un universo de mil 596 millones 251 mil pesos del Fondo de Aportaciones para los Servicios de Salud, se revisaron 975.7 millones.

Brotaron ocho observaciones, seis de ellas fueron solventadas antes del informe y de las dos restantes se generaron una recomendación y una promoción de responsabilidad administrativa sancionatoria. No más.

En igual línea de auditoría federal, también la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM) salió bien, a diferencia de lo que fue en otros ejercicios fiscales previos, donde hubo anomalías multimillonarias.

Esta vez, la ASF revisó el ejercicio de mil 305.9 millones de pesos (el 100 por ciento, quizá por el negro pasado) y halló incumplimiento en transparencia por no entregar reportes trimestrales a Secretaría de Hacienda…

Sin embargo, apenas le fueron formuladas las observaciones, de forma inmediata subsanó las omisiones y resulta que fue bien calificada y libre de culpas en manejo de subsidios federales de entes descentralizados.

El caso del Gobierno de Cuernavaca en la misma auditoría de 2017 es especial, pues si bien salió con resultados positivos, sin mayores casos de observaciones, arrastra un pasado que compromete su desarrollo.

Verán: En el reporte de la ASF se observa que la comuna capitalina cargaba deudas con la banca comercial por 507.8 millones de pesos al 31 de diciembre de 2017, de créditos originales por 778.4 millones.

De las Participaciones Federales a Municipios por 369.8 millones de pesos que recibió en 2017, Cuernavaca tuvo que privarse de 204.5 millones para pagar una parte del principal y algo más de intereses.

A Tepoztlán le encontraron que no informó sobre el subsidio para seguridad pública, en donde le revisaron 10 millones, pero salió bien, pues el dinero lo recibió y ejerció Gobierno estatal por decreto del Mando Único.

opinion@diariodemorelos.com
Twitter: @ezapata1