compartir en:

El embajador de Cuba en México, Pedro Núñez Mosquera, refrendó el apoyo de su gobierno en las tareas de atención médica en Oaxaca.

Arribó a Ixtepec, Oaxaca, la brigada de Cuba conocida como contingente médico internacionalista "Henry Reeve”, integrada por más de 40 personas, que se sumará a las tareas de atención a la salud en las regiones afectadas por los sismos del 7 y 23 de septiembre.

En un encuentro con el embajador de Cuba en México, Pedro Núñez Mosquera, y con el Director General para América Latina y El Caribe, de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Miguel Ignacio Díaz Reynoso, en la base aérea de Ixtepec, el Secretario de Salud, José Narro Robles, indicó que este grupo de médicos con amplia experiencia, permanecerá en territorio oaxaqueño por alrededor de 30 días.

Agradeció al gobierno de Cuba su solidaridad y la ayuda que ofrecen, a pesar de que atraviesan por un momento difícil como consecuencia de los huracanes que se registraron en esa región.

“Los hermanos cubanos siempre han estado con nosotros y los mexicanos también estamos con ellos”, expresó el secretario Narro Robles.

A su vez, el diplomático de la República de Cuba acreditado en nuestro país, Pedro Núñez Mosquera, refrendó el apoyo de su gobierno en las tareas de atención médica en Oaxaca.

Ahí, se detalló que el contingente médico cubano, encabezado por el doctor Rolando Piloto Tomé, especialista en situaciones de desastres naturales y epidemias, establecerá un hospital móvil equipado con instrumental quirúrgico y medicamentos.

La brigada médica cubana arribó con 10 toneladas de equipo para la instalación del hospital móvil, así como agua, alimentos e insumos para la supervivencia del equipo cubano durante los 30 días de estancia en la entidad.

Esta es la segunda ocasión que apoyan a México. Hace diez años, Piloto Tomé, junto con la brigada médica "Henry Reeve”, atendieron a la población afectada por las inundaciones en Tabasco.

En esta ocasión el grupo de brigadistas lo integran médicos, enfermeros, psicólogos, técnicos de laboratorio, anestesistas y terapeutas físicos.

Cabe señalar que la brigada médica cubana recibió el Premio de Salud Pública otorgado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), por su labor en el enfrentamiento de desastres naturales y epidemias graves.