Como cada vez que se realizan elecciones en la ayudantías municipales, las inconformidades llegan por cientos; la denuncia de que intervinieron los partidos políticos es, desde luego, totalmente cierta, pues siempre intervienen. Pero lo que no se había dado es que fueran los alcaldes, a través de su personal, quienes manejaran de manera directa la elección.

La jornada electoral, a pesar de ser irregular que las administraciones municipales intervengan, se desarrolló en un clima de paz, lo bueno vendrá al querer tomar posesión los ganadores.

La autoridad respectiva, es decir, el Instituto Morelense de Procesos Electorales y Participación Ciudadana, responsable directa de la elección según la ley, y quien entregó a los ayuntamientos las elecciones, con el pretexto de la falta de recursos (todos hemos escuchado durante un año y medio las quejas de la falta de recursos, porque para ellos lo más importante es el dinero), dijo que se tuvo una “amplia participación ciudadana”, lo que nos señala su irresponsabilidad, ya que un organismo electoral debería de manejar números concretos, o al menos porcentajes, si fueran serios; y agregó que se realizó de manera pacífica un total de 318 elecciones de autoridades auxiliares municipales, vía urna y por usos y costumbres.

Como podemos ver, la información la dan generalizada, cuando al ser los responsables deberían de informar de manera clara y responsable; la certeza es uno de los principios fundamentales de la institución y así deberían de hacer las cosas. Y después se preguntan por qué el Gobierno de México los quiere desaparecer como responsables de las elecciones.

La farsa es tan grande que presumen de haber realizado un recorrido por la mitad de los municipios donde se llevaron a cabo los comicios; lo que deberían de haber hecho en lugar de ir a comer y tomar café con los presidentes municipales o sus representantes, es visitar a los funcionarios de casilla que lo hacen gratuitamente.

En la mayoría de los casos dicen que en esta elección hubo ayuntamientos que hasta les pagaron para permitir votar a muchos ciudadanos que no viven en las colonias; pero, eso sí, presumen de haber realizado un recorrido por ocho municipios de los 19 en que se celebraron elecciones para elegir autoridades auxiliares municipales. La presidenta del órgano electoral presumió que la jornada fue ampliamente participativa y que prevalecieron el orden y seguridad, tanto para los contendientes como para los ciudadanos que acudieron a emitir su voto.

Las denuncias ya empezaron y un señor Quintana, que fue apoyado por la Planilla Roja y que triunfó en la Colonia Santa Veracruz, de Plan de Ayala, hizo constar que la clase política se involucró en el proceso electoral con el fin de manipular el sufragio; en lo que tiene toda la razón, ya que son varios los que de manera concreta han denunciado la participación de los ayuntamientos, primordialmente de los secretarios generales de los mismos y sus compinches.

Ya comenzaron las denuncias en las que se señala que muchos de los participantes fueron obligados a acudir a las urnas con presión, o a cambio de dinero o promesas de beneficios específicos como trabajo y otros más.

El próximo domingo habrá elecciones en 200 comunidades y ya se alistan los diferentes ayuntamientos, junto con el Impepac, para realizarlas; faltarán algunas, quizá las más conflictivas, como Ocotepec y Ahuatepec, donde los usos y costumbres tienen a los ayuntamientos fuera de jurisdicción.

Las elecciones de ayudantes municipales son y seguirán siendo importantes a pesar de que las han viciado de manera grave, ya que sólo son autoridades auxiliares y no tienen funciones específicas de acuerdo a la ley, a pesar de la modificación de la anterior legislatura que les autorizó un sueldo; desde luego, esto tuvo que ver con la elección del año pasado, pues pensaron los perredistas que pagándoles los tendrían a sus órdenes y les autorizaron 30 mil pesos, en contubernio con la presidenta del Congreso y el líder del PRD.

La manipulación siempre ha sido un pleito en el que se enfrascan los partidos políticos que corrompen a los ayudantes y, desde luego, éstos pierden ante sus conciudadanos; pero, con tal de decir que los tienen en la bolsa, son capaces de cualquier cosa.

A pesar de que ya se demostró que Rodrigo Gayosso tenía a los ayudantes municipales de su parte, no llegó a nada en la elección pasada por la gubernatura del estado. Así las cosas, los “adalides de la democracia” han convertido las elecciones de auxiliares municipales en una buena manera de sacar dinero. ¿No cree usted?

Recuerde: el próximo 12 de abril será el Gran Baile de los Cuernavacos, con la coronación de nuestra Reina Roció Primera, en Mañanitas Casa Nueva. Una tradición para volvernos a ver. No se lo pierda, boletos en Comonfort 13, informes en los teléfonos 777 314 51 91 y 777 314 51 89. Ahí nos vemos.

 

Por: Teodoro Lavín León

lavinleon@gmail.com / Twitter: @teolavin