compartir en:

A pesar de las declaraciones siempre escandalosas, la verdad es que ya no creemos las mentiras del auditor superior, que es como la Chilindrina, “primero te dice una cosa y luego otra”, como en el caso del préstamo millonario que los morelenses pagaremos durante muchísimos años para que se hicieran nuevos ricos unos cuantos sujetos. La situación es tan grave que en México la mitad de la riqueza está en el 10% de los ciudadanos; la desigualdad es cada día mayor y desde luego la pobreza crece y la inseguridad sigue, ahora la novedad es que el auditor Vicente Loredo Méndez volvió a insistir en que no pasará de este mes para que se inicien acciones en contra de poco más de 30 funcionarios de la administración estatal, luego de haber dado a conocer a los diputados la auditoría que realizó sobre 2 mil 806 millones de pesos. Aunque hizo hincapié en que no hubo faltas graves en el manejo del crédito y de obras como el estadio “Coruco Díaz”, y otras obras más que fueron auditadas de forma adecuada, no supo explicar por qué dentro de los resultados sólo dedicó un párrafo a los 400 millones del estadio de Zacatepec. Imagínese, no hay irregularidades en un estadio de ese tamaño sin estacionamientos; nada más vea lo que costó y parece que los muros tienen en su centro plata pura, pues 800 millones es sin duda un exceso.
Claro que, fiel a su costumbre, desde que se subió al ladrillo el auditor respondió con frases cortas y expresiones a medias para evitar cometer indiscreciones; no lo fueran a regañar como la vez pasada, cuando dijo que faltaban de comprobar más de 1,600 millones. Así que calladito con una información controlada respondió a los cuestionamientos no muy incisivos de los legisladores, los que desde luego ya estaban de acuerdo mediante los consabidos “cañonazos”; sin embargo, adelantó que sí habrá sanciones antes de que pasen 15 días. 
Eso sí, muy en su papel de autoridad explicó que no habrá chivo expiatorio, porque directamente fueron ellos los que cometieron las irregularidades, según la revisión que hicieron al crédito de 2 mil 806 millones de pesos. Señaló que una vez publicada la auditoría se procedió a integrar los expedientes y a concluir el proceso de judicialización; aclaró que los sucesos no son tan graves porque detectaron sobre todo faltas al manual de contabilidad o la Ley General de Contabilidad y dijo que ésos no son graves.
Sobre las críticas de diputados sobre la manera en que se llevó a cabo la auditoría y los resultados, el flamante auditor -que es abogado y por lo tanto no sabe nada de auditoría- las minimizó porque, como responsable de la ESAF, hizo lo que le tocaba y si el resultado no sirve para un juicio político es asunto de los diputados, “ése corre en otro sendero, te puedo decir que las inconsistencias las calificamos como administrativas, y los diputados tendrían que decir si es políticamente correcto o incorrecto”. En fin, lavándose las manos como Pilatos para que no lo vuelvan a regañar. ¿No cree usted?
Otro de los graves problemas en el estado que nos afecta a todos es que continúa la tala clandestina en áreas naturales de Tetecala, en la selva baja caducifolia, actos cometidos presuntamente por gente que ingresa del Estado de México y Guerrero, así como de los municipios de Coatlán del Río y Mazatepec; así lo denunció el recién nombrado Comisario Ejidal Cándido Millán, quien refirió que son cerca de 70 u 80 hectáreas del cerro La Golondrina que requieren una “urgente reforestación, pero sobre todo vigilancia para evitar la tala de árboles, ya que no cuentan con los permisos para cortarlos”. Es tan grave el asunto que, explicó: El cerro La Golondrina se ubica a unos pasos de lo que es el Centro de Readaptación Social Femenil, ubicado en el Municipio de Coatlán del Río, donde –según refirió- las prácticas ilícitas de talamontes se han descubierto cuando cortan el árbol y se llevan únicamente la madera. “Entran por el camino que conecta al cerro con la comunidad de Chavarría, en el municipio de Coatlán del Río, y son de los estados vecinos, principalmente”. Dijo que gestionarán con el Ayuntamiento y con la Comisión Nacional Forestal (Conafor) para que se logre la plantación de árboles nativos de la región y se vaya reforestando, ya que se registra un 80 por ciento del cerro sin árboles.
Explicó que la idea es hacerlo por partes, para vigilar que se tenga un desarrollo de los árboles y se evite el corte de los que estarán en crecimiento. ¿No cree usted?

MAÑANA VIERNES 8 de abril se llevará a cabo el baile de los Cuernavacos en las bellas instalaciones de Mañanitas Casa Nueva; la razón: hay que volvernos a ver, y desde luego ayudar a la Asociación Civil “La Casa del Buen Señor”, que dirige nuestra amiga Susan Grilo. Se coronará a la reina de los Cuernavacos 2016: Pau Primera, nieta de uno de los hombres más prestigiados en Cuernavaca: el doctor Andrés Villasante. El evento casi se encuentra vendido en su totalidad, pero lo esperamos. Información al 3-14-51-91 o en la tarde-noche en Comonfort 13, en el Bar Yupi Yapa.

Vivencias Ciudadanas
Teodoro Lavín León

[email protected] / Twitter: @teolavin