Colocado en una esquina frente a una gasolinera y junto a una estrecha calle, frente al Centro Comercial Adolfo López Mateos, se halla lo que han denominado Centro Cultural de Arte Contemporáneo Juan Soriano, levantado con una inversión millonaria.
Lo primero que nos preguntamos los morelenses es ¿por qué Juan Soriano?, ¿quién es ése?, ¿qué tiene que ver con Cuernavaca y Morelos?
La respuesta a esta última pregunta es que, al parecer, algunas copias de las esculturas y obra gráfica de Soriano le fueron obsequiadas por su viudo al estado; y no sabemos si cobró por ellas.
En cuanto a quién es, sabemos que se trata de un artista de Jalisco que logró alguna fama pública en la segunda parte del siglo pasado.
¿Por qué ponerle el nombre de Juan Soriano al lugar? Al parecer, fue una decisión unilateral de la esposa del gobernador a la que le encanta meterse en los programas de la Secretaría de Cultura.
Pero, para los morelenses, ¿qué nos representa ese artista?; la verdad es que nada. Existen grandes artistas en Morelos y ellos en su mayoría no están de acuerdo con que se le dé ese nombre a este museo.
La pasada semana se realizó la presentación de la página Web de Guillermo Monroy, uno de los alumnos más cercanos y consentidos de Frida Khalo, maestro titulado de la Escuela de Pintura y Escultura “La Esmeralda”, cuyos mentores fueron, entre otros grandes artistas, la mencionada Frida Khalo, Diego Rivera, Raúl Anguiano y José Chávez Morado. Estudió igualmente en el taller de Ensayo, Pintura y Materiales Plásticos del Instituto Politécnico Nacional, fundado por el maestro David Alfaro Siqueiros y atendido a su vez por el pintor y químico José Gutiérrez.
Monroy, pues, es pintor de caballete, muralista, dibujante y grabador, y, entre otras instituciones, ha sido catedrático de artes plásticas en el Instituto de Ciencias y Artes de Chiapas, en la Escuela de Pintura y Escritura “La Esmeralda”, en el Instituto Regional de Bellas Artes de Acapulco, Gro., Institución Regional de Bellas Artes de Cuernavaca, Morelos (IRBAC), maestro por muchísimos años, por lo que ha sido distinguido con la Condecoración Manuel Altamirano y la Medalla Rafael Ramírez que otorga la Secretaría de Educación Pública. Paralelamente a su jubilación, ha sido un artista en constante búsqueda y producción creativa.
Durante la presentación del maestro Guillermo Monroy, en las instalaciones de la Sala Manuel M. Ponce del Jardín Borda, los participantes lamentaron el abandono y la indiferencia de las autoridades de la Secretaría de Cultura respecto al impulso a la cultura en la entidad.
La actriz Carmen Rodríguez, los artistas plásticos Víctor Manuel Contreras, Jorge Cázares Campos, los escritores y periodistas Ricardo Venegas y Mario Parra, el homenajeado Guillermo Monroy y su hijo Diego Monroy, se dieron cita en una sala que desde su remodelación luce más pequeña y oscura.
Indignación y repudio fue lo que manifestaron los artistas plásticos morelenses por la inauguración del Centro Cultural Juan Soriano, un artista que ni es morelense ni tiene arraigo alguno en Morelos. Lamentaron que la administración del Gobierno del Estado se conduzca caprichosamente, con ignorancia y motivada por intereses personales con los recursos de los morelenses.
Al hacer uso de la palabra, Carmen Rodríguez lamentó el triste panorama cultural en el que Morelos se encuentra estancado. Recordó la época en la que hubo una ebullición de la cultura con el Instituto Regional de Bellas Artes en Cuernavaca. “Me fui tres años de Morelos y al regresar veo la poca difusión que se ha hecho de la cultura en Morelos”, opinó.
Durante su intervención, Víctor Manuel Contreras dijo que Juan Soriano ni siquiera es un artista de aquí, amén de que tampoco había una justificación para que en Morelos hubiera un Centro Cultural con su nombre, lo cual ha despertado una grave indignación de la comunidad artística en Morelos. Afirmó que Guillermo Monroy merece más el honor de colocar su nombre en este Centro Cultural que un desconocido que no es de la entidad ni ha radicado en Morelos.
Por su parte, Ricardo Venegas dijo que Morelos se encuentra en una etapa parasitaria para la cultura, “hay muchas personas que ni siquiera son de Morelos ni han vivido aquí, vinieron a vacacionar durante este sexenio con un trabajo cómodo. Hay que exigirles a los candidatos que se depure al personal de las instituciones y se renueve el proyecto de cultura de la entidad. La Secretaría de Cultura es un fraude, nunca tuvo un plan de trabajo, lanzaron sólo tres convocatorias de estímulos a la creación, cuando debieron ser seis, ¿en dónde están los recursos? Provocaron incluso la muerte de varios artistas al no pagarles lo que les debían, y esto es gravísimo.
“Editan libros de 50 ejemplares y seguramente informan que fueron 500 o 1000, es una vergüenza que nos dejemos saquear por estos forasteros oportunistas” concluyó.
El artista homenajeado con la apertura de su página Web dio las gracias a la gran cantidad de participantes, quienes apoyaron las palabras del maestro Contreras de que el nuevo museo lleve su nombre. ¿No cree usted?

Por: Teodoro Lavín León

[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA: