compartir en:

Con el objeto de presentar su proyecto “Por México Hoy”, el ex candidato presidencial y líder moral del PRD estuvo en la Universidad Autónoma del Estado de Morelos, donde hizo la presentación para trasladarse luego de manera inesperada al seudo panteón donde se lleva a cabo la exhumación de 116 cuerpos según el gobierno, pero 150 por lo que dice el parte de la policía de Cuautla.
“Muchos creímos que el caso de los 43 estudiantes de Ayotzinapa sería el último en el cual veríamos implicadas a autoridades del gobierno, pero vemos que la historia se repite con la inhumación ilegal de más de 100 cadáveres en el poblado de Tetelcingo”, dijo Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, quien calificó como “grave” lo que se vive en el estado por los retrocesos en materia legislativa con el tema de la supresión la Ley de Participación Ciudadana -que desde luego es una aberración-, las fosas de Tetelcingo y la inseguridad; de ahí que se pronunció por realizar una investigación a fondo y castigar a los responsables políticos y sociales que existan. 
En la UAEM, acompañado del rector Alejandro Vera Jiménez y directores de escuelas y facultades, el fundador del PRD presentó su proyecto y reconoció que lo que hace novedoso éste es que no se ha planteado un proyecto político electoral, es decir que no están tratando de construir una candidatura, sino buscar los cambios que el país está exigiendo, porque no pueden seguir creciendo la pobreza, la desigualdad y el desempleo cuando se tiene un país con vastos recursos, que tendrían que aprovecharse para buscar el bienestar de la población.
Sobre la situación de Morelos dijo: “Pero si vemos la violencia y los retrocesos legislativos, son preocupantes en Morelos”. Calificó como grave lo que aquí se vive por los retrocesos que se han dado desde el terreno legal, por la violencia que existe y por el tema de las fosas de Tetelcingo, donde “hay gente que está ahí y que no se sabe quién es, pero que se tiene la certeza de que fue depositada por alguna decisión de autoridades”.
También se pronunció por la necesidad de aplicar sanciones contra aquellas personas que cometieron algún delito y urgió a considerar la necesidad de averiguar hasta dónde llegan las responsabilidades de actores políticos y, si existen, la ley dice que deben sancionarse.
El rector y Cuauhtémoc Cárdenas coincidieron en la necesidad de refundar la nación mediante un gran movimiento sin partidos políticos, para quitarles la hegemonía sobre la democracia y abrir espacios de participación ciudadana.
Detalló que es necesario “reformar el artículo 135 de la Constitución Mexicana para permitir y establecer las condiciones y requisitos para convocar a un Congreso Constituyente que requiere unas 120 mil firmas de apoyo de una iniciativa ciudadana, pero con un gran movimiento social de millones de mexicanos que respalde este proyecto, y llevarlo a la práctica”.
Y, en específico, sobre Tetelcingo dijo: “Estas inhumaciones indebidas, clandestinas en muchos casos, pueden ser una práctica de ciertas autoridades, y esto genera la obligación al gobierno de venir a expresar su solidaridad y apoyo a las víctimas; esta es responsabilidad del Estado, esclarecer el caso, investigar y deslindar responsabilidades de los servidores públicos que hayan tenido alguna participación, y ver que se llegue hasta las últimas consecuencias”. Reiteró la obligación de las autoridades -locales y federales- de llevar la investigación a fondo y de sancionar en su caso a los responsables, trátese de quienes se trate.
Acompañado de Alejandro Verá Jiménez, Rector de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM), decidió no opinar sobre el desempeño de Graco Ramírez como Gobernador de Morelos. “Eso sólo los residentes, los habitantes de Morelos podrían contestarle. Sería muy aventurado darle un juicio a ese respecto”, dijo Cuauhtémoc Cárdenas.
“Los responsables, quienes quiera que sean, tienen nombres y apellidos, y lo que sucedió aquí, lo que sucedió en Iguala, tiene nombres y apellidos”.
En este tenor, señaló que se debe actuar contra los responsables, independientemente de que sean militantes o no de un partido, sean policías o militares, ya que tienen nombres y apellidos.
“Hay que exigir que se pueda, hay que exigirlo. No sé qué vaya a suceder, como usted tampoco sabe lo que va a pasar dentro de tres minutos, pero debemos exigirlo. Espero que haya respuesta a la exigencia”.
Duro, y como siempre sin juzgar a priori, el líder moral del PRD fue claro: la cosa se está descomponiendo, digan que no o digan lo que digan, hay que ponernos cada día más pendientes, porque sí vemos como que todo está bien mientras no nos toque y no tenemos consciencia, la situación en Morelos seguirá siendo grave. ¿No cree usted?
EL EJECUTIVO del estado se arrancó contra la Iglesia Católica y dijo: “Es cupular, ambiciosa, codiciosa, manipuladora que no tiene derechos y se olvida de su punto de vista dogmático de que todos somos hijos de Dios. ¿Por qué unos hijos de Dios no tienen derechos? ¡Si todos son hijos de Dios, por Dios!”. ¿No cree usted?

 

Por: Teodoro lavín león / [email protected] / Twitter: @teolavin