Organizadores de una fiesta de revelación de sexo de un bebé en Brasil, pintaron de azul el río Queima-pé, lo que provocó polémica en las redes sociales al señalar daño ambiental.

El hecho ocurrió en el estado de Mato Grosso, de Brasil donde autoridades e instituciones de la justicia están investigando para determinar si hubo contaminación ambiental.

El video de origen fue eliminado de las redes sociales luego de recibir fuertes críticas de los usuarios que se percataron del posible daño al ecosistema.

Aún no hay confirmación de que sustancia se pudo haber utilizado en dicha fiesta para cambiar el color del agua.

 


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado