compartir en:

Cuernavaca, Morelos.- El Ejecutivo vetó la millonaria pensión que el Congreso concedió al ex presidente del TSJ, Ricardo Rosas Pérez, porque los legisladores no consideraron la viabilidad financiera que la decisión representa, luego de que, de entrada, el Poder Judicial tendría que pagarle al ex magistrado unos 7 millones de pesos que no tiene disponibles.

El 30 de mayo, en sesión ordinaria del Pleno, los legisladores aprobaron el decreto 1996, para cumplir con la sentencia que el Segundo Tribunal Colegiado en materia penal y administrativa del Décimo Octavo Circuito del Estado emitió con relación al recurso de revisión RA/846/2016 del juicio de amparo 916/2015, promovidos por Rosas Pérez.

El viernes anterior, la Diputación Permanente dio cuenta de las observaciones que el Ejecutivo hizo al decreto, las cuales fueron turnadas a la Comisión del Trabajo para que sus miembros las analicen.

De acuerdo con el documento, el Ejecutivo consideró que los diputados se excedieron al conceder la pensión sin tomar en cuenta el impacto presupuestal que tiene.

La anterior, es la principal observación que el Gobernador hizo al decreto; aunque contiene otras, como por ejemplo, el hecho de que los diputados no justificaron por qué dieron a Rosas Pérez un tratamiento igual al que dieron al de Virginia Popoca –jubilada el año anterior-, también por una ejecutoria de amparo.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]