Hotel Misión Grand Cuernavaca estuvo de manteles largos y organizó un doble festejo, ya que celebró los 40 años de Hoteles Misión y el ascenso a Misión Grand Cuernavaca.
Ubicado en Acapantzingo, uno de los pueblos más antiguos de la ciudad, el recinto ahora transformado, se vio repleto de invitados, huéspedes y familias locales y nacionales, que arribaron para ser testigos y partícipes de la noche de festejo.
Con una inversión de 12 millones de pesos y un año de arduo trabajo, el cambio de categoría significó no solo un reto para la cadena,  sino un diferenciador para los clientes, destacando el servicio personalizado. Algunos de los cambios al hotel fueron la remodelación de habitaciones, adaptación y remodelación del jardín principal, renovación de mobiliario y plaqué del restaurante y la instalación de camastros y sombrillas nuevas en el área de la alberca.
Gastón Siles, Director Comercial de Hoteles Misión y Manuel Oviedo, Director Regional Centro en Hoteles Misión, agradecieron la asistencia de los presentes y realizaron  un brindis por los 40 años de servicio; para finalizar se llevó a cabo la presentación artística del grupo folklórico “Sonidos de mi tierra”, que llevó a los invitados a un recorrido musical por toda la República Mexicana.