CUERNAVACA MORELOS. Las lluvias y el vaciado de albercas residenciales directamente a la vía publica incrementaron los daños provocados en la zona de Rancho Cortés indicó el titular de la Comisión Estatal del Agua (Ceagua), quien aseguró que ya se atienden los socavones y hundimientos.
Vecinos de un fraccionamiento al norte de Cuernavaca, denunciaron afectaciones tras una obra pública en la calle Cerritos y el hundimiento en la avenida El Rosal.
Jaime Juárez López, titular de la dependencia indicó que “se trata de una obra de introducción de drenaje sanitario, pero, por la zona hay escurrimientos naturales de agua subterránea, que no se percibió en temporada seca, que fue cuando se realizó la obra y cuando vinieron las primeras lluvias  hubo desplazamiento del material de la obra y es cuando se formaron los socavones y hundimientos”.
Agregó que en cuanto supieron de los daños, convocaron a las empresas 
contratistas para que realizaran las reparaciones 
correspondientes.
“Ahora se introdujo gravilla para generar un filtro natural, para dar paso a los escurrimientos, además se escarbó alrededor para buscar alguna otra falla y finalmente se limpió bien el área, en la calle Cerritos”
Respecto a la calle Rosal indicó que se encontró un problema que involucra a la autoridad municipal, pues en este ducto hay una interconexión y se están mezclando aguas residuales y pluviales.
“Esto no debe de ser y aparte no tiene la capacidad ese ducto, deben separase y pronto, en consecuencia, hemos pedido al municipio se hagan las correcciones de esta parte”. 
Finalmente señaló que  los vecinos de la zona residencial tienen la costumbre de hacer el vaciado de sus albercas directamente a la vía pública “y eso es algo que no debe de darse ya que afectó a las obras en cuestión, además de que no dieron de que fraguara bien las obras”.

POR: DDM STAFF
/local@diariodemorelos.com


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado