Integrantes de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG) y de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC) llegaron a Tlapa de Comonfort para investigar el paradero del alcalde electo de Cochoapa el Grande, Daniel Esteban González, y su chofer Juventino García Rojas, quienes desaparecieron el 2 de septiembre.

Las autodefensas, lideradas por los hermanos Bruno y Cirino Placido Valerio, llegaron alrededor de las 18:00 horas, 11 días después de la desaparición del alcalde electo de Cochoapa y de su chofer. 

De acuerdo con Bruno Placido, dirigente de la UPOEG, son 200 los hombres armados que desde la Costa Chica de Guerrero llegaron a la cabecera municipal de Tlapa. Placido Valerio dijo que permanecerán en Tlapa el tiempo que se considere necesario y que dependerá de los resultados que se obtengan en la investigación.

Te puede interesar: Guerrero: Policías estatales detuvieron a cuatro hombres con armas de uso exclusivo del Ejército

En un comunicado, la UPOEG, a través de su Sistema de Seguridad y Justicia Ciudadana (SSyJC), señala que opera en coordinación con la CRAC, a petición de los habitantes de Tlapa.

“Tlapa vive en el horror”, señala el comunicado, tras manifestar que han recibido reportes de secuestro, asesinato, violación, desaparición de personas y extorsiones, entre otros delitos que no son sancionados y que en muchas ocasiones no se denuncian por temor.

La UPOEG llamó a los habitantes de Tlapa a tomar la ruta de la organización social, que es la medida más efectiva para desplazar a cualquier grupo delictivo que se instale en algún punto poblacional. “Así como están ustedes, así estuvieron nuestros pueblos, que ahora han recuperado sus niveles de tranquilidad”, señala el documento que fue distribuido entre los habitantes.

El Grupo de Coordinación Guerrero (GCG) confirmó la llegada de los civiles armados, aunque sólo señaló que botearon en la entrada de Tlapa para financiar sus movilizaciones. 

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...