compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- El Programa de Atención para la Salud de la Infancia y de la Adolescencia, a través del Departamento de Prevención y Control de Enfermedades de los Servicios de Salud, otorgó Hospital General de Cuernavaca, “Dr. José G. Parres”, un oxímetro para realizar tamizaje cardiaco con el objetivo de detectar de manera oportuna posibles defectos del corazón en los recién nacidos.
Para optimizar el uso del oxímetro, personal del Servicio de Medicina Preventiva fue capacitado para realizar esta prueba que es muy sencilla, indolora y rápida. Consiste en colocar un sensor de los niveles de oxígeno en sangre (oxímetro de pulso) en las extremidades de los bebés y esperar unos minutos mientras se obtiene el resultado.
Los especialistas recomiendan hacer este estudio dentro de las primeras 24 a 48 horas de vida, esto se debe a que existe una adaptación estructural en la circulación de sangre por el corazón y los pulmones en los primeros días de vida.
La enfermera especialista en Salud Pública y encargada del Servicio de Medicina Preventiva del Hospital General de Cuernavaca, Ángela Díaz Ronces, comentó que se han realizado 150 tamizajes cardiacos desde su implementación -el día 30 de agosto- a la fecha, e invitó a los padres de familia para que realicen a los recién nacidos las pruebas de detección, ya que estas son cruciales para que los bebés reciban el tratamiento indicado, lo que puede salvarles la vida.

Por: Ddm Redacción /  [email protected]