compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- El Congreso del Estado deberá ajustarse el cinturón ante un año complicado, dijo Julio Espín Navarrete presidente de la Junta Política y de Gobierno.
Será hasta el 1 de febrero cuando inicie el segundo periodo ordinario de sesiones del segundo año legislativo, “en donde sin duda se tendrá que hacer un balance para revisar a fondo la situación y determinar las adecuaciones que se harán”.
Consideró que será un año complicado, pues la situación económica en México y el nuevo presidente de Estados Unidos serán dos temas con graves repercusiones; “por ahora hemos visto las diversas protestas sociales, pero esto es el inicio, habrá que esperar a cómo se van dando las cosas en los próximos días”.
El también coordinador del Grupo Parlamentario del PRD aseguró que en el Congreso del Estado aún existen temas económicos que están pendientes y que deberán de revisarse a detalle, como el tema de los trabajadores y el pago a proveedores.
“Los 30 diputados hemos hechos un esfuerzo extraordinario para cerrar el año sin tantos contratiempos, aún quedan algunos pendientes, por eso creemos que en el transcurso de este mes terminamos con todos los rezagos que se tienen y, quizás durante el primer semestre del año habremos de liquidar las deudas”, comentó.
Aseguró que continuará el tema de la austeridad, para poder solventar todos los compromisos que se tienen principalmente con los trabajadores al servicio del Poder Legislativo, quienes este próximo lunes reanudan labores.
Aseguró que el aumento en los combustibles traerá múltiples afectaciones, motivo por el cual buscarán la forma de reducir el gasto sin que represente un daño para el quehacer legislativo.

"Los 30 diputados hemos hechos un esfuerzo extraordinario para cerrar el año sin tantos contratiempos, aún quedan algunos pendientes, por eso creemos que en el transcurso de este mes terminamos.” Julio Espín, diputado local

Por: Marcela García / [email protected]