Fifis

share

No pasa semana sin que no haya asaltos a “rutas”.

Nada que no sea nuevo, admite el policía amante de la nota roja.

La frase insinúa la resignación de la autoridad ante un mal imposible de erradicar, pero no de las personas que usan las combis y los microbuses de servicio colectivo.