compartir en:

Juan Javier Jonathan Ruiz Torres, presunto asesino de la psicóloga Tania Trinidad Paredes, reconoció ante las autoridades ministeriales haber ahorcado a la joven con un cable, luego de que la víctima se lo pidiera mientras tenían relaciones sexuales.

De acuerdo al expediente 76/2016, Ruiz Torres afirmó que a Tania le gustaba el sexo violento, por lo que accedió a lo que le pidió.

Esta versión se contradice con la que el sujeto señaló ante las autoridades ministeriales la primera vez que fue interrogado, pues afirmaba que aquella noche se había ido a otro cuarto y, cuando despertó, vio a la joven sin vida y desnuda.

En la nueva declaración, Ruiz Torres afirma que tuvo relaciones con la joven, pero aseguró que éstas fueron bajo el consentimiento de la víctima, por lo que no existió abuso sexual.

Según relató el presunto homicida, Tania, él y un amigo, de nombre José Luis Arzate, convivían en su domicilio, sin embargo, la ahora occisa tuvo relaciones con José Luis, lo que causó molestia en Ruiz Torres.

El sujeto señaló en esta nueva versión que la víctima pidió que hicieran “un trio”; sin embargo, José Luis se negó y salió del cuarto. La joven posteriormente le pidió a Ruiz Torres que sostuviera relaciones con ella, quien accedió.

“Ya en el acto, me pidió que la sujetara del cuello y le pegara, ya que le gustaba el sexo violento”, refirió Jonathan ante las autoridades.     

Fue en ese momento que Ruiz Torres la sujetó del cuello con sus manos y empieza a estrangularla. Además, al percatarse que estaba cerca de la cama un cable, lo toma y se lo enreda en el cuello, dándole dos jalones.

Cuando Tania perdió el conocimiento, Ruiz Torres pidió auxilio a las autoridades dos horas después de lo sucedido.

Al realizarle la necropsia, se reveló que los jalones con el cable le provocaron la “fractura de astas mayores de hueso hioides, de cartílago tiroides y cricoides”, lo que le causó asfixia por estrangulación.

De momento, Juan Javier Jonathan Ruiz Torres enfrenta el delito de homicidio calificado, pero éste puede ser cambiado a feminicidio, si así lo decide la jueza que lleva el caso.