Javier, de 33 años, y Jesús, de 22, fueron detenidos al ser sorprendidos robando varias colchas, del interior de un negocio de la calle Arista esquina con Matamoros, del Centro de Cuernavaca, luego de que forzaran el candado de la cortina del local.