Al menos cuatro personas murieron y 10 resultaron heridas luego que un puente en construcción colapsara en el oeste de Miami, informó el Departamento de Bomberos del condado de Miami-Dade.

La estructura, que pesaba 950 toneladas, se desplomó mientras las luz roja del semáforo estaba encendida, por lo que el concreto cayó encima de una línea de autos en espera a lo largo de los seis carriles de la transitada Calle Ocho.

Durante el incidente, que se produjo después de las 13:00 horas locales de este viernes (17:00 GMT), otras 10 personas habrían resultado heridas, por lo que fueron trasladadas al hospital.

En el lugar hay más de 100 bomberos trabajando en tareas de búsqueda y rescate, explicaron autoridades locales en rueda de prensa.

El puente, de 88 metros de extensión y una altura de 33 metros, era construido para la seguridad de unos cuatro mil estudiantes que cruzan a diario al campus a la Universidad Internacional de Florida (FIU) desde la ciudad de Sweetwater. En la actualidad, los estudiantes se encuentran en vacaciones de “Spring Break”.

La estructura, con un costo de 14 millones de dólares, fue edificada utilizando un enfoque innovador llamado construcción acelerada de puentes, diseñado para resistir vientos de huracanes de categoría cinco y reducir los riesgos potenciales para los trabajadores, los viajeros y los peatones, así como para evitar los atascos de tráfico en el área.