A 11 años de prisión fue sentenciado Juan Carlos, de 35 años, por el delito de violación, luego de que en octubre del 2012 abusara sexualmente en repetidas ocasiones de su sobrina de 11 años, tras aprovechar que su madre se iba a trabajar y la dejaba sola en su casa de la colonia Alta Vista, de Cuernavaca.