El fin de semana pasado, en un restaurante de la Ciudad de México, un grupo de comensales fue agredido por personas homofóbicas en evidente estado de ebriedad.

Los hechos fueron capturados en video por Gabriela Bravo Herrera -una de las personas agredidas- y compartidos a través de Facebook, exhibiendo la intolerancia hacia la comunidad LGBT de parte de unos sujetos de comportamiento irreverente.

“Marimachas”, “me dan asco” y “adefesio” fueron algunos de los insultos que soltaron los agresores a la mesa de Bravo Herrera y a otros comensales que trataron de defenderlas. El personal del restaurante hizo lo posible para tranquilizar los ánimos de las personas irrespetuosas.

En entrevista para Homosensual, Bravo Herrera dijo que ella y sus amigas estaban disfrutando la tarde en El Gran Leon de Oro cuando un hombre de la mesa próxima “como que me quiso sonreír”. Al darse la cuenta, la mujer le jaló el cabello a su compañero y le preguntó “¿Qué les estás viendo a estas pinches marimachas de mierda?”

Acto seguido, la mujer amenazó con violencia a Bravo Herrera. Fue entonces que una de sus amigas sacó su celular para empezar a grabar los comentarios intolerantes de los señalados “malacopa”.

A pesar de los insultos, las personas agredidas conservaron la calma y fuera de uno u otro comentario para defenderse, trataron de ignorar a los sujetos exhibidos y fueron escoltadas por los meseros a otra mesa. El restaurante le pasó la cuenta al grupo homofóbico, invitándolos a retirarse y unos minutos después se marcharon del lugar.