La noche fue muy especial para las familias Campos y Trade Hidalgo, ya que con gran felicidad, se celebró la unión matrimonial de María y José Antonio.
Teniendo como testigos a sus padres, familiares e íntimos amigos, los ahora esposos se dieron el sí frente a un juez y bajo la luz de la luna, prometiéndose amor, respeto, apoyo y comunicación para toda la vida.
Una vez terminada la ceremonia civil, los presentes disfrutaron de un delicioso menú, elegido especialmente para la ocasión.
Posteriormente, se realizó un brindis en honor de María y José Antonio; todos les desearon mucha felicidad y amor en esta nueva etapa que inician. ¡Felicidades!

El menú consistió en chile en nogada, crema de flor de calabaza con crocante de hogaza, medallón de res con tocino, papa horno, atado de espárragos con jamón serrano y, como postre, crème brûlée.