CUERNAVACA, MORELOS.- Para el cierre de fin de año el Gobierno del Estado tendrá que ‘apretarse el cinturón’, ante los ajustes realizados al presupuesto, informó José Manuel Sanz Rivera, jefe de la Oficina de la Gubernatura.

Lo anterior luego de darse a conocer la modificación en el Presupuesto de Egresos 2019 y el recorte en varias secretarías de despacho debido a los recursos que se necesitan para el pago de poco más de 26 millones de pesos para las jubilaciones y pensiones al Poder Judicial, para el ajuste salarial de personal de seguridad y custodia, así como a trabajadores administrativos del Centro de Readaptación Social (Cereso) Morelos.

Al respecto, el jefe de la Oficina de la Gubernatura consideró que será un cierre de año difícil en materia económica, debido a que hay situaciones que no estaban presupuestadas, como es el tema de las jubilaciones y pensiones del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) y el aumento salarial a los trabajadores del Cereso, temas que está atendiendo el secretario de Hacienda, Alejandro Villareal Gasca.

“Es un tema complicado porque además de los reajustes que se han tenido que hacer al presupuesto actual, se viene el pago de aguinaldos y diversas prestaciones, las cuales debemos atender, así como algunos otros pendientes en el sector Salud, en Educación, a todos ellos debemos hacer frente”, destacó Sanz Rivera.

Dijo que definitivamente habrá un ‘apretón de cinturón’ en estos últimos meses de 2019, por lo que en la Secretaría de Hacienda están haciendo los movimientos necesarios para tratar de disminuir las afectaciones.

José Manuel Sanz confió en que las y los diputados aprobarán el Paquete Económico 2020 antes de que finalice el año para que puedan arrancar sin problemas, de no existir las condiciones tendrán que iniciar con el presupuesto vigente, es decir, con el de 2019, hasta que se apruebe el de 2020. 

 

Marcela García
marcela.garcia@diariodemorelos.com