compartir en:

México.- Casi dos días después de jugar el partido de ida de los Octavos de Final de la Copa Libertadores ante Deportivo Táchira, Pumas regresó a México para cerrar su preparación y medirse a Gallos en la Liga MX. 
Y es que la actividad no se detiene para un equipo que no se decanta por alguno de los dos torneos y que sueña con trascender en ambos.
Los viajes y los minutos de juego, a decir de Guillermo Vázquez, ya empiezan a pasar factura en los jugadores, pero no por ello la ilusión es menos. En la mente está bien presente que de aquí al 8 de mayo, la temporada puede seguir o acabar según sean los resultados.
“No es fácil, cuesta y partido tras partido se va notando, pero el equipo tiene unos deseos grandes y a veces eso hace mover más el cuerpo y el corazón, gracias a la entrega y a los deseos”, explicó el timonel del conjunto universitario, quien analizó lo que está por venir en los siguientes días, con compromisos ante Gallos, la vuelta de Libertadores y el América, en la última jornada de la Liga.
“Sabíamos desde un principio que estos 10 días íbamos a tener cuatro compromisos importantes, ya pasamos el primero y todavía falta esperar la vuelta, y ahora es en la Liga donde tenemos la posibilidad de pelear por un lugar en la Liguilla, estamos conscientes de eso y así vamos a salir ante Gallos”, compartió Vázquez.
Pero el equipo se empieza a recuperar para lo que viene por delante y Vázquez adelanta que utilizará ante Gallos a una oncena distinta a la que disputa Libertadores, además de que confía en remontar el marcador adverso que tiene en el certamen continental.
“Ante el resultado conseguido en Venezuela, yo creo que ese tiene la capacidad aquí, además de los deseos y si se hacen bien las cosas, podemos darle vuelta”, expuso. i

Por: Ddm Staff