compartir en:

Cuernavaca.- Vuelve la Copa Morelos Tecate al poblado de Santa María, una vez que su equipo, el Ferrocarriles Santa María, se instaló en la segunda ronda.

El equipo capitalino se convirtió en el principal verdugo de la Selección Xochitepec, al imponerse 2-1 en juego directo y luego eliminarla gracias a la victoria sobre Aceros Lagunilla.

En primera fase, su sede fue el Ejido Chipitlán, pero una vez que quedó lista la cancha de la UD Santa María, ahora con pasto sintético, la directiva decidió volver a casa, y lo hará en plan grande, cuando el sábado reciban al Estación Acatlán.

El equipo de la familia Ruiz, quien se asoció con Javier Reyes y Reynaldo Santa María, tiene claro el objetivo para esta serie.

“Regresamos a Santa María porque la gente quiere vernos jugar allá; todos están con el equipo y vamos a darles esa alegría”, indicó Arturo Ruiz, el delegado del equipo que ha ofrecido una de las mejores versiones en toda la historia de Copa Morelos. i

DDM STAFF