México.- La certificación de los chocolates juega un papel importante para desmitificar que fomentan la obesidad, ya que a diferencia de los chocolates apócrifos, los auténticos aportan un verdadero valor nutricional.

De acuerdo con el NYCE, organismo líder en la certificación de chocolate, la industria en conjunto con las secretarías de Economía y de Salud elaboraron la Norma Oficial Mexicana NOM-186-SSA1/SCFI-2013, Cacao, chocolate y productos similares, y derivados del cacao.

En un comunicado se explica que la Norma cuenta con las especificaciones sanitarias, denominación comercial, métodos de prueba y el cumplimiento al cual están sujetos los comercializadores del producto genuino.

Además, solo aplica a productos de chocolate 100 por ciento natural, es decir, que se elabora a partir de la mezcla de pasta de cacao, manteca de cacao y cocoa adicionado. Además, exige que la adición de grasas vegetales distintas a la manteca de cacao no supere el 5.0 por ciento de la masa del producto terminado.

En tanto, los chocolates no certificados, sólo se elaboran con azúcar y cuentan con un contenido alto de grasa, por lo que la forma de identificarlos del chocolate genuino es que no presenta la contraseña NOM–NYCE/ASCHOCO.

“En el caso del chocolate, la Norma le permite a los mexicanos diferenciar los productos de chocolate genuino, elaborados con cacao, de aquellos que sólo cuentan con el sabor a chocolate”, declaró el director general de NYCE, Carlos Pérez.

Las Normas Oficiales Mexicanas son una herramienta que buscan garantizar la seguridad de los consumidores, y en el país. En México, el mercado del chocolate está valuado en 22 mil millones de pesos, con una producción anual de 23 mil toneladas de cacao.

TAGS EN ESTA NOTA:




Loading...