México.- El clavadista mexicano Rommel Pacheco espera que su tercera participación olímpica sea la vencida y por fin subir al podio, en el trampolín de tres metros.
A sus 30 años, Rommel participó en Atenas 2004 y Beijing 2008 en plataforma de 10 metros, donde acabó en el décimo y octavo peldaño, respectivamente.
En Atenas también subió al trampolín de tres metros para situarse entre los 10 mejores.
Tras el duro golpe que sufrió rumbo a Londres 2012, al quedar fuera en la plataforma de 10 metros, el yucateco decidió dedicarse al cien por ciento al trampolín, siendo ahora el mejor exponente del país en dicha prueba, individual y sincronizados.
Rommel espera ser el próximo hombre en el trampolín en subir al podio olímpico, algo que no ocurre desde que Fernando Platas obtuvo la plata en Sidney 2000.