CUERNAVACA, MORELOS.- “Sí estaba dormida, la verdad yo la explosión no la oí, hasta que alguien me tocó el timbre, yo escuche voces que se me hizo algo inusual a esa hora, pero no me atrevía a salir porque hay tanta inseguridad que no puede uno así salir”, relató Bertha Cuellar, habitante de la calle Tulipán Italiano, quien tras el incendio de un domicilio por una toma clandestina tuvo que ser evacuada.
Ayer antes del mediodía mientras la zona permanecía asegurada, ella estaba afuera de su domicilio, ahí recordó que durante la madrugada salió porque tocaron el timbre de su vivienda y uno de sus vecinos le explicó lo que ocurría, y para evitar riesgos las autoridades les recomendaron estar lo más lejos posible, por lo que tras ser evacuados optaron por irse hasta una conocida plaza comercial.
En tanto uno de sus vecinos haciendo uso de una moto es quien les estaba informando cómo iban los trabajos, hasta que alrededor de las 05:00 horas les permitieron regresar a sus casas, aunque, reconoció que después de lo ocurrido estarán viviendo con temor.
“Siempre hemos estado preocupados por las instalaciones –ductos- que están aquí desde hace mucho tiempo, cuántos no lo sé, esta colonia se ha extendido, fue creciendo y abarca este ducto de Pemex, entonces ojalá las autoridades pongan algún remedio, porque esto ya es una zona habitacional densa y estamos ahora ya de aquí en adelante con el Jesús en la boca”, indicó.
La señora Bertha abundó que durante la madrugada no percibió olor a hidrocarburo al comentar que fue de las últimas en enterarse, por lo que ahora espera exista una mayor atención por parte de las autoridades en esta zona. i

Omar Romero
[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...