CUERNAVACA, MORELOS.- Un Tribunal determinó reiniciar el juicio oral por violencia familiar, por lo que la víctima deberá de contar con una nueva defensa, además se tendrá que designar a nuevos agentes del Ministerio Público.
María Antonieta, quien hace unos meses se atrevió a denunciar que era víctima de violencia por parte de uno de sus hermanos, indicó que a finales de abril se inició el juicio oral, sin embargo, los jueces instruyeron comenzar de nueva cuenta a fin de que sea un proceso con perspectiva de género.
“Se anula el juicio por falta de pericia según lo que dicen los jueces, por lo que comentaron los jueces no puede ser la misma Ministerio Público y no puede ser el mismo asesor jurídico, me han designado a un defensor de oficio; reiniciar el juicio oral porque se dio la nulidad del otro, el otro –que inició en abril- es como si ya no existiera y se da nuevo inicio, como si nada hubiera pasado”,
precisó.
Incluso dijo que la parte demandada se opuso a esta situación de reiniciar el proceso, por lo que no descartan que puedan recurrir a un amparo.
De acuerdo con la causa penal JO/031/2017 María Antonieta fue agredida físicamente por su hermano Ignacio por temas relacionados con una herencia en marzo del 2016, en el negocio de la familia ubicado en la calle Amapola, de la colonia Satélite, de Cuernavaca, por lo que se iniciaron las denuncias
correspondientes.
De esta manera en diciembre del año pasado se efectuaron las audiencias de formulación de imputación y vinculación a proceso en contra de Ignacio, donde se le decretaron medidas cautelares diversas a la prisión preventiva, como acudir a las audiencias y firmar ante la Unidad de Medidas Cautelares para Adultos (UMECA).

"Se requiere reforzar a los testigos, al tratarse de un tema familiar y ser el primer juicio, los jueces no querían dar un fallo desfavorable  es lo que yo veo, sino que fuera algo justo, conforme a la ley, con perspectiva de género.” María Antonieta, víctima de violencia.

Por: Omar Romero
[email protected]

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...