compartir en:

Tepoztlán, Morelos.- El Gobierno federal, a través del Instituto Nacional de Lenguas Indígenas (INALI), hizo un reconocimiento ayer a Morelos por ser la primera entidad que ha avanzado en cuatro de las cinco líneas  generales que el Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018 señala en materia de derechos lingüísticos.
Al asistir a la presentación de los resultados del Programa de Lengua Náhuatl, el titular del INALI, Javier López Sánchez felicitó al Gobernador Graco Ramírez por haber incluido en el plan estatal de desarrollo la enseñanza de las lenguas indígenas; por llevarlas a los medios de comunicación, con el primer noticiero en lengua originaria, a través de la radio pública; por la formación de intérpretes y traductores para el ámbito de justicia, y por revitalizar las lenguas en alto riesgo de desaparición.
Con esas acciones el estado cumple con cuatro líneas de la política transversal a las que hace referencia la Ley General de los Derechos Lingüísticos de los Pueblos Indígenas, aprobada en 2013.
El representante del INALI subrayó que el reconocimiento de las lenguas originarias implica que éstas tengan la misma validez jurídica que el español.
Recordó que el objetivo de esta política pública es el reconocimiento y respeto de los derechos humanos de la población  indígena que conlleva el rescate y preservación de su lengua madre, evitando la discriminación y la exclusión.
Anunció que próximamente la Secretaría de Cultura y el gobierno estatal firmarán el convenio marco de colaboración con el que se formalizará el trabajo conjunto realizado desde 2013.

Aumentan hablantes de náhuatll

Al presentar los resultados del Programa de Recuperación de Lengua Náhuatl, de 2013 a la fecha, el coordinador Francesco Taboada Tabone destacó que actualmente los cursos de aprendizaje, que iniciaron con 60 personas inscritas en sus diferentes modalidades, cuentan actualmente con 3 mil 600 alumnos.
La lengua, que se encuentra en proceso de revitalización, estaba en riesgo de extinción debido a que los padres habían dejado de transmitirla a los hijos, y al sistema monolingüístico del sistema de educación, entre otros factores.
Pero, agregó que con un programa apoyado en una política transversal, que incluye a diferentes secretarias del gobierno estatal y federal, la expectativa es que la cifra de hablantes de náhuatl en Morelos -19 mil 500 según el INEGI  en 2010-, aumente sustancialmente en el siguiente censo.
“Creemos que con este esfuerzo cada vez más morelenses se identifican con la lengua madre, por lo que pronto podremos revertir las cifras de hablantes y colocar a Morelos en la vanguardia internacional en la recuperación de lenguas originarias”, señaló.
Detalló que los 3 mil 600 morelenses que estudian náhuatl, lo hacen en alguna de sus modalidades, ya sea en preescolar, primaria, secundaria, bachillerato o talleres abiertos.
 

Por: Antonieta Sánchez
[email protected]