compartir en:

Se llevó a cabo una bella ceremonia religiosa en la Parroquia de San Miguel Acapantzingo, donde la pequeña Victoria fue presentada en el altar por sus padres para recibir el primero de los sacramentos,  en compañía de sus padrinos Ana Orihuela, Víctor Radilla, Inés Martínez y Juan Antonio Andrade, quienes le regalaron su ajuar para esta ocasión, al igual que una medalla y una biblia, como símbolo de su responsabilidad como guías espirituales a lo largo de su vida.
Continuando con el festejo, la familia Orihuela Martínez invitó a todos los asistentes a una bella recepción al aire libre en Hostería Las Quintas, donde se ofreció un delicioso almuerzo para agradecer a todos los presentes el cariño hacia la festejada.
Durante esta reunión, los invitados deleitaron sus paladares con un rico buffet de platillos mexicanos, así como una mesa de dulces, que estaba decorada en tonos pastel.

Por: Alfredo Valdez
[email protected]