María del Carmen García, la mujer que en el 2005 quemó vivo al violador de su hijaen Benejúzar, Alicante, salió libre luego de pasar tres años en prisión.

Fue el 8 de mayo de 2014 cuando María del Carmen ingresó a la prisión de Villena para cumplir una condena de cinco años, sin embargo, a 9 meses de terminarla recibió el régimen de tercer grado penitenciario. Dicho estatuto de semilibertad, está diseñado para permitir la reinserción social de los reos.

Así, María del Carmen García abandonó la prisión de Villena a las 11:30 horas y a las 19:00 horas se reportó en la cárcel de Fontcalent, donde cumplirá dicho régimen hasta agosto del próximo año. Su abogado, Joaquín Galant, confía en que el indulto llegue antes:

Esperamos que podamos ver la resolución en unos meses (…) El clamor ha sido total, y la sensibilidad del Consejo de Ministros debe estar predispuesto a favor de agilizar la resolución”

Este proceso de indulto se encuentra integrado en el expediente 13/14 y está pendiente de resolución. De acuerdo a Joaquín Galant, su cliente sufrió ‘una explosión de la mente’ que la llevó a comprar un litro de gasolina para rociarlo sobre el violador de su hija y prenderle fuego en un bar, esto después de verlo en la calle cuando pensaban que el agresor se encontraba todavía en prisión y ante el miedo de que buscara a su hija para matarla por haberlo denunciado.

Originalmente María del Carmen García recibió una condena de 9 años y medio de prisión, misma que el Tribunal Supremo redujo a cinco años.

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...