compartir en:

Cuernavaca, MORELOS.- Diputados locales intentaron sin éxito, tipificar como violencia familiar las agresiones durante el noviazgo o después de la anulación de la relación, debido a que son acciones que quedan fuera del ámbito de  la familia.
Las propuestas formaban parte del dictamen que ayer fue corregido en la Comisión de Puntos Constitucionales, el cual plantea aumentar la pena máxima para el delito de violencia familiar, de cuatro a seis años, y también estableció que sea un delito que persiga de oficio el Ministerio Público.
El dictamen reúne propuestas de los diputados Enrique Laffitte Bretón, Eder Rodríguez Casillas y Jesús Escamilla Casarrubias.
Deroga el artículo 122 y modifica  y adiciona el artículo 202 Bis del Código Penal, así como el artículo 24 del Código Familiar.
Originalmente, los legisladores habían propuesto que se incluyera como delito de violencia familiar los hechos ocurridos en el noviazgo y los que suceden entre cónyuges o parejas que han terminado o roto su relación.
Sin embargo, esa propuesta fue rechazada porque rebasan el ámbito de lo familiar, en los términos que considera la ley.
El dictamen corregido será presentado a votación del Pleno legislativo en próximas sesiones.
El presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales, Enrique Laffitte Bretón, destacó que con el trabajo que los integrantes de la comisión para dictaminar éste y otros asuntos, la comisión a su cargo desahogó más del 60 por ciento de los asuntos que le han sido turnados durante el actual periodo ordinario de sesiones.
Las iniciativas que están pendientes, precisó, son las relacionadas con la reforma política electoral, que deberán integrarse para analizarse en conjunto, una vez que la iniciativa integral sea
presentada.

Por: Antonieta Sánchez /   antonieta.sanchez@diariodemorelos.com