Un Chevy, color gris, estuvo a punto de volcar cuando circulaba por la autopista Cuernavaca–México, a la altura del poblado de Coajomulco, en Huitzilac, luego de que se le desprendiera la llanta trasera, por lo que al tratar controlar el carro perdió el control y se salió del asfalto, pero afortunadamente resultó ileso, por lo que elementos de la Policía Federal (PF) División Caminos acudieron al lugar y tomaron conocimiento.