La nutrióloga de la Secretaría de Salud, Sigrid Pimentel Martín, señaló que cuando no se bebe suficiente agua surgen malestares como dolor de cabeza, fatiga, debilidad, mareos, calambres y dolores musculares.
“Sentir sed no es el mejor indicador de que el cuerpo necesita agua, ya que cuando esto sucede el cuerpo ya está deshidratado”
Manifestó que existen diferentes tipos de trastornos relacionados con la hidratación, por lo que dio a conocer algunos de ellos para fomentar el consumo adecuado de agua para el organismo.
Precisó que la deshidratación consiste en la pérdida excesiva de agua corporal, “que es causada por vómitos, diarrea, sudoración excesiva y uso incorrecto de diuréticos, algunas enfermedades como la diabetes mellitus favorecen la deshidratación”.
Mencionó que la deshidratación se caracteriza por ocasionar la caída de la presión arterial, vista borrosa, náuseas, confusión mental, alucinaciones, estado de shock, convulsiones, ataque cardíaco y coma.
Comentó que también existe la hiperhidratación, la cual está relacionada con el consumo de agua mayor al de su eliminación, “un adulto tendría que beber más de 7.5 litros de agua al día para hiperhidratarse”.
Existe también otro trastorno conocido como adipsia, “que es la falta de sed, incluso cuando el cuerpo tiene poca agua, y puede deberse a anomalías en el cerebro, hipotálamo o glándula pituitaria e hidrocefalia”, añadió.
Resaltó que en contraparte está la polidipsia, que es la sed excesiva y anormal, la cual puede ser resultado de una enfermedad física o mental.
Destacó que otro de los trastornos que se presentan es la hipodipsia, que es la sensación anormal e insuficiente de sed, y es frecuente en niños y personas de edad avanzada.

Hidratación. Entre las funciones del agua en el organismo: regula la temperatura del cuerpo, transporta nutrientes y oxígeno...

Fuente:NTX/Agencia



Loading...