Los últimos galardonados en la edición de los Premios Nobel 2021 este año para la categoría de Economía, David Card, de la Universidad de California en Berkeley; Joshua Angrist, del Instituto de Tecnología de Massachusetts, y Guido Imbens.

Por su trabajo que ha “transformado por completo la labor empírica en las ciencias económicas” los economistas contribuyeron a la economía laboral y en el análisis de las relaciones causales.

Los experimentos naturales que realizaron fueron enfocados a responder preguntas importantes de la sociedad, para poder entender la conexión entre las políticas económicas y otros eventos.

"Los estudios de Card sobre cuestiones fundamentales para la sociedad y las contribuciones metodológicas de Angrist e Imbens han demostrado que los experimentos naturales son una fuente rica de conocimientos", afirmó Peter Fredriksson, presidente del Comité de Ciencias Económicas.

Siendo una gran interrogante el impacto de la migración, Card analizó el aumento de los salarios mínimos, “¿Cómo afecta la inmigración a los niveles de salario y empleo?.

Experimentando utilizando escenarios con eventos fortuitos o políticas públicas, David Card junto a su fallecido compañero Alan Krueger, descubrieron que un aumento en el salario mínimo no afectaría al empleo. 

Y a su vez desafiarían el mito sobre los inmigrantes, con la creencia de que estos hacen bajar los salarios de los trabajadores nativos del país. Descubrió que los ingresos de los empleados locales podían beneficiarse de la nueva inmigración, y eran los inmigrantes llegados antes de que corrieran el riesgo de verse afectados de forma negativa.

La aportación de Angrist e Imbens fue resolver los detalles metodológicos que permiten a los economistas sacar conclusiones sólidas sobre causa y cuando no pueden hacer estudios de acuerdo a estrictos métodos científicos.


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado