Autoridades del Parque Ecológico Zacango informaron que debido a las bajas temperaturas registradas en el Valle de Toluca, se toman medidas para proteger a los grandes primates que habitan en ese lugar.

El jefe del Área de Bienestar Animal de Zacango, Carlos Gómez Medina, dijo que entre ellos se encuentran tres chimpancés de nombre “Rebeca”, “Cristina” y “Judo”, el orangután “El Güero” y la gorila “Arila”, que sólo salen de sus dormitorios hasta las 10:30 horas y se les proveyó de cobijas.

Comentó que además cuentan con un sistema de calefacción y humidificador dentro de sus dormitorios lo que les brinda temperaturas de 22 a 23 grados centígrados como mínimo y humedad entre 55 y 60 por ciento.

“Por instinto, en las mañanas jalan sus cobijas para abrigarse y formar su nido bajo los rayos del Sol”, expresó Gómez Medina.

El programa de invierno en Zacango comienza a finales de octubre e incluye a los primates neotropicales, grandes primates, elefantes, jirafas y rinocerontes.

El plan incluye también alimentación especial con una dieta rica en vitaminas “A” y “C” para fortalecer el sistema inmunológico, un sistema térmico con calefactores de resistencia y de aceite y con niveles de humedad adecuados a la biología de cada especie, además de medicina preventiva prolongada hasta febrero y marzo.

Gómez Medina explicó que existe diferencia entre el umbral de sensibilidad de algunas especies comparado al del ser humano, por lo que a familias como los grandes felinos, que cuentan con camas de madera y cortinas en sus “casas de noche”, se les da la opción de dejar la puerta abierta de sus dormitorios al exhibidor para que decidan entrar o no.

“Algunas especies bajan mucho su actividad por la estación, pero los cuidados en alimentación y registros de comportamiento ayudan a prevenir cualquier enfermedad”, agregó.