Antes de elegir un servicio de envío de dinero, se deben tomar en cuenta el tipo de cambio, la comisión por transferencia, el tiempo de envío, el límite del monto y la ubicación de donde se manda a México y dónde se hace el cobro, de acuerdo con la Procuraduría del Consumidor (Profeco).

En su Revista del Consumidor, recomendó que antes de enviar dinero hay que leer detenidamente las características, los términos y las condiciones del servicio; además, los recursos solo los puede recibir la persona indicada al momento de realizar la transferencia.

Para lo anterior, el beneficiario debe presentar una identificación oficial y proporcionar cierta información de la remisión; en tanto, quien envía el dinero debe solicitar un comprobante de la transacción efectuada.

Asimismo, menciona que hay que mantener contacto constante con el familiar para que tenga los datos, cantidad exacta de la transferencia, tiempo que tardará llegar el dinero y el total a recibir en pesos mexicanos.

La Profeco exhortó a evitar usar ese tipo de movimientos como forma de pago de productos o servicios, para realizar supuestas inversiones o participar en apuestas y juegos de azar.

En ese sentido, si se sospecha de fraude, es preciso contactar de inmediato a la empresa de envío de dinero para solicitar la cancelación inmediata de la operación.

De igual forma, precisó que si se planea enviar dinero vía Internet, hay que revisar y verificar que el sitio cuente con certificado de seguridad y que esté vigente, así como que tenga un candado SSL para proteger los datos.

La Profeco añadió que hay que informarse sobre las garantías que ofrece la empresa de remesas y en su caso, las políticas de devolución, y sobre todo, nunca divulgar la información personal y financiera a terceros para evitar hacer mal uso de ella.

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...