compartir en:

 

México.- En las últimas horas, el volcán Popocatépetl, registró 61 exhalaciones de baja intensidad, tres sismos volcanotectónicos, así como nueve explosiones, informó el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred).

El organismo aclaró que la actividad que ha presentado en los últimos días no tiene una relación directa con el sismo de magnitud 7.1, registrado el 19 de septiembre con epicentro en el estado de Puebla.

Adicionalmente se detectaron 53 minutos de episodios de trenes de exhalaciones, pero no se observó incandescencia sobre el cráter, añadió en su reporte más reciente.

Destacó que la actividad de Don "Goyo" se encuentra dentro de los parámetros normales considerados para el nivel de alerta Amarillo Fase 2, por lo que no se requiere realizar una evacuación preventiva.

Indicó que al momento se tiene visibilidad ocasional hacia el volcán, debido a las condiciones de nubosidad, y se observa una emisión continua de vapor de agua y gases dirigida al oeste.

Pidió a la población no acercarse al volcán y sobre todo al cráter, por el peligro que implica la caída de fragmentos balísticos y detalló que el Semáforo de Alerta Volcánica del Popocatépetl se encuentra en Amarillo Fase 2.

Estimó que con esta fase continúe la actividad explosiva de escala baja a intermedia, lluvias de ceniza leves a moderadas en poblaciones cercanas, así como flujos piroclásticos y flujos de lodo de corto alcance.

Exhortó a las autoridades locales a continuar con el radio de seguridad de 12 kilómetros para evitar que alguna persona permanezca en la zona, además de mantener el tránsito controlado entre Santiago Xalitzintla y San Pedro Nexapa, vía Paso de Cortés.

Además solicitó a las autoridades de Protección Civil, mantener sus procedimientos preventivos, de acuerdo con sus planes operativos, y a la ciudadanía, estar atenta a la información oficial que se difunda, pues en caso de caída de ceniza deberán cubrir nariz y boca con un pañuelo húmedo o cubreboca.

También, limpiar ojos y garganta con agua pura, así como utilizar lentes de armazón y evitar los lentes de contacto para reducir la irritación ocular; cerrar ventanas o cubrirlas y permanecer lo más posible dentro de la casa.

El Cenapred, que conjuntamente con la UNAM monitorea el Popocatépetl de forma continua las 24 horas, indicó que cualquier cambio en la actividad será reportado oportunamente.