Las palomitas de maíz son el snack más utilizado a la hora de ver películas o televisión en casa.
Son fáciles de preparar y puedes añadir salsa picante, azúcar o sal. Sin duda todos sabemos preparar palomitas de maíz en el microondas pero quizá hay algo que no sabías: contienen ciertos productos que pueden dañar tu salud, de acuerdo a un artículo publicado por el Food Babe.
El estudio analizó una bolsa de palomitas común para preparar en el microondas y se encontró la presencia de perfluorooctanoico, un material usado en la fabricación de sartenes de teflón.
Este residuo suele quedarse por largos periodos de tiempo dentro del organismo y cuando se calienta en el microondas puede producir cáncer, entre otras enfermedades como problemas de tiroides y esterilidad tanto en animales como en seres humanos.
Como las palomitas para microondas ya traen aceite añadido, esto agrega otro ingrediente tóxico más: butilhidroquinona que se usa para conservar el aceite que hace explotar a las palomitas de maíz. Está fabricado con gas butano y consumirlo en grandes cantidades puede causar mareos y en los niños ser detonante de la hiperactividad y síndrome de atención, además de asma, alergias, dermatitis.
Cabe mencionar que en las pruebas de laboratorio, esta sustancia ha causado cáncer en animales.
Debido al aceite añadido, las palomitas de maíz de microondas son fuente abundante de grasas saturadas que a largo plazo y en consumo frecuente pueden causar problemas cardiovasculares.
Por si fuera poco, las palomitas pueden contener colorantes artificiales y glutamato monosódico, glándulas anales de castores y daicetil. Los compuestos anteriores casan complicaciones pulmonraes a quienes las fabrican.

¿CÓMO HACER SALUDABLES A LAS PALOMITAS DE MAÍZ?
Tras leer lo anterior, seguramente te preguntarás cómo hacer saludables a las palomitas de maíz. Una manera sencilla de hacer saludables y reivindicar las palomitas como un snack sano es eliminar en el proceso de elaboración el aceite (usar menos o cambiar el tradicional de cocina por uno de buena calidad), la sal y el caramelo.
También se debe cambiar la bebida con la que acompañas las palomitas y preferir aguas naturales con menos azúcar que las bebidas procesadas.