Guadalajara.- Desconsolado por el grave error que cometió en el duelo ante las Chivas de Guadalajara, el portero de Puebla, Christian Campestrini, reconoció que la culpa fue solo suya.

“Uno no quiere cometer errores, pero sé que cae todo sobre mí, ya está, nos vamos tranquilos a casa pero al único que duele esto es a uno. Es todo error mío, toda responsabilidad mía, la derrota es mía, todo el mal momento de Puebla es mío”, expresó el portero en zona mixta.

El guardameta de La Franja se desmoronó al recordar que ya había pasado por algo parecido.

“La última vez que cometí un error salí llorando, parece que fue una desgracia. No le puedo encontrar la vuelta a lo que pasa en nuestro club, voy para dos años en la institución y uno trata de jugársela todos los fines de semana, pero pasan estas cosas.

“Ahora veo y es: ‘un desastre, ándate del club, estamos en este momento por vos’, no lo tomo con ironía, pero duele, porque uno se entrega al máximo, no es que viene de pasada”, indicó el futbolista sudamericano.

Por: DDM Redacción

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...