La naturaleza siempre tiene la manera de sorprendernos, en todo momento de manera accidental suceden fenómenos que nos asombran, como este caso en el océano muy cerca de Tasmania, el buque de investigación Investigator, operado por la agencia científica nacional de Australia, CSIRO captó uno de los momentos que siempre intrigan al hombre, la llegada de material espacial a nuestro mundo.

La escena nos muestra una roca muy brillante entrando a la atmosfera y desintegrandose poco a poco y terminando en el oceáno, el objeto, que era de color verde brillante, fue vista por la tripulación del puente y se informó al personal científico a bordo.

El gerente de Viaje de CSIRO a bordo del Investigador de RV, John Hooper dijó que tuvieron mucha suerte de que la cámara de transmisión en vivo de la nave capturará este fantástico momento.

"Lo que vimos al revisar las imágenes de la transmisión en vivo nos asombró, el tamaño y brillo del meteoro fue increíble", dijo Hooper en un comunicado.

"El meteoro cruza el cielo directamente en frente del barco y luego se rompe. Fue increíble ver las imágenes y tuvimos mucha suerte de haberlo capturado todo en la transmisión en vivo del barco".

Glen Nagle, de CSIRO Astronomy and Space Science dijo: "Muchos meteoritos fueron asteroides y viajaban por el espacio en su propia trayectoria. Esto cambia a medida que pasan cerca de la Tierra, donde pueden verse afectados por su atracción gravitacional. A medida que entran en nuestra atmósfera, se convierten en meteoros, y su entrada puede ser visualmente espectacular".

Sin duda fue una suerte que este fenómeno fuera capturado en video.