El mal empiezo y la terminación abrupta de la Feria Cuernavaca 2017 dejó pérdidas no sólo a quienes invirtieron en stands y espacios dentro de la feria, sino también para quienes tradicionalmente hay derrama, como son los comercios aledaños, los transportistas y los viveristas, como Jeremías Velázquez, quien no  pudo beneficiarse; tampoco ganaron los ambulantes.
Fotos: Luis Flores / DDM

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...